ciudad

Talentos, la vida misma expresada a través del arte

Ante cada nueva edición, se renuevan las expresiones artísticas y cada participante muestra y da todo sobre el escenario mientras la devolución del jurado se entremezcla con los aplausos del público. Eso es el Concurso de Talentos… la vida misma expresada  a través del arte en sus diferentes disciplinas. Y con esa energía nació Talentos, Academia de Música y Canto.

Corría el año 2014 cuando Ariel y Lorena Cora, desde la Fundación Conased y el apoyo del Instituto Autárquico Becario Provincial, comenzaron a desarrollar esta idea de llevar lo mejor del arte de la ciudad a un escenario, que sean evaluados por un jurado y sea el punto de partida de muchos artistas locales. Y así nació.

Con el respaldo de la gestión del intendente Enrique Cresto y su esposa Leticia Ponzinibbio, a través de la Coordinación de Eventos Culturales y Talleres Barriales de la Municipalidad de Concordia, el certamen fue creciendo, a tal punto que se conformó Talentos, Academia de Música y Canto, para que el trabajo que se inicia con el concurso se consolide como así también cada uno de los protagonistas.

Bajo la coordinación de Sonia Albornos, semana tras semana se llevan adelante los encuentros que más que ensayos son la convivencia misma del arte en sus diferentes expresiones. La menuda tarea la llevan adelante Jorge García, “Waly” y Martín Gil, dos profesionales con una extensa trayectoria que respaldan cada uno de sus pasos.

“Talentos Concordia, en su primera etapa, fue creado con el objetivo de ofrecer una posibilidad de mostrar y compartir el talento en diferentes expresiones como el  canto, la música instrumental, la danza, la gimnasia artística, la poesía y la plástica, a todas aquellos artistas locales, a través de un Certamen itinerante, que durante todo el año recorría diferentes barrios y localidades de la zona” recordó Waly, remarcando que “luego de todo un periodo de crecimiento, Talentos decidió transformarse en una Academia de Música y Canto. Un espacio donde el arte sea el protagonista. Un lugar donde se contenga al alumno desde lo emocional direccionándolo hacia una carrera artística”.

TE RECOMENDAMOS:  Llega a Concordia “Ramírez, el musical”

Waly nació en Concordia allá por la década del 60 y en larga trayectoria recorrió no diferentes escenarios argentinos y del exterior. Hombre ligado al carnaval en general pero atraído por las más profundas raíces musicales que atraviesan nuestra Argentina. Premiado en diferentes ocasiones y con presencia en distintas actividades, vuelve a sus orígenes para que otros que  quizás nacieron con sus mismos sueños, vayan haciendo camino como lo hizo y lo sigue haciendo él.

“Para mí Talentos es parte de mi vida, es parte de mi historia. Es una gran oportunidad para que la gente vea que se puede progresar estudiando” y especialmente “trabajando sobre los valores que forman a las personas, que siempre nacen antes que el artista” destacó Martín.

Martín Gil viene trabajando desde hace muchos años en la formación de voces. Nació en la década del 80. Se formó y recibió en el Instituto Superior del Profesorado de Música 5932 “Carlos Guastavino” de Rosario, Santa Fe. Forma parte de la Academia de Música “Juntos Somos +” de Colonia Ayuí como así también de Talentos, Academia de Música y Canto. Veedor de talentos en distintas localidades. Coach formador y capacitador de artistas, como los que se suben al escenario año tras año en el concurso.

Además, Waly y Martín, dan clases de guitarra, canto y teclado en la Academia C.M.Y.C.A., en Puerto Yeruá y clases de canto en la Academia Eipa, en Curuzú Cuatiá, provincia de Corrientes.

Talentos es el equilibrio entre lo académico y lo profesional. Lo que se aprende en un Conservatorio y lo que se aprende en el trayecto de la profesión. Un dos en uno, conjugando de manera real toda la experiencia que se transfiere de manera directa y didáctica.

“Antes de correr, tenemos que aprender a caminar… Antes de cantar o de tocar, tenemos que aprender a escuchar…  Lo que se vive, se toca y se canta….  Talentos incorpora los valores de la vida real como una prioridad, como base del arte. Son los mismos valores que respaldaran cualquier carrera artística: compañerismo, solidaridad, paciencia, confianza, seguridad, actitud y todo lo que nos construye y proyecta como seres humanos” coinciden ambos a la hora de definir los aspectos más intrínsecos de Talentos.