interés general

“Nunca sentí discriminación entre mis colegas por ser mujer”

En el espacio del Colegio Profesional de Maestros Mayores de Obras y Técnicos de Entre Ríos (COPMMOTER) en El Andén Radio (sábados de 8 a 10 horas por La Red Concordia 89.3 MHz), Gabriela D’Angelo, Maestro Mayor de Obras, se refirió al rol de la mujer dentro de una actividad donde el profesionalismo va de la mano del crecimiento personal. En sentido destacó la importancia del estar matriculado y les dejó un mensaje a aquellas jovencitas que quizás quieren abrirse camino en esta área y sienten temor: “No tengan miedo de matricularse, a preguntar, a acercarse a algún colega”.

Recibida en la Escuela Técnica N°1 de nuestra ciudad y madre de tres hijos, Gabriela se desarrolla como MMO. Un lugar al que llegó casi sin darse cuenta pero con el apoyo importantísimo de su papá. Él fue quien la impulsó a seguir lo que sentía e introducirse en una carrera que en su momento, parecía imposible que una mujer se desarrolle pero que en la actualidad por suerte todo ello ha cambiado y en parte, a personas como D’Angelo y a instituciones como el COPMMOTER.

“Cuando estaba terminando la escuela Primaria hicimos una recorrida por la Escuela Técnica donde nos comentaron que es lo que se hacía y me enloquecí con ir a la Escuela Técnica” comenzó recordando Gabriela, añadiendo que “construcción me llamó mucho la atención. Arranqué con muchos miedos porque éramos pocas mujeres en esa época”.

El rol de su papá fue más que importante porque el apoyo que recibió de él desde el primer momento y es hasta el día de hoy que ante alguna duda o confirmación sobre algún proyecto en el que Gabriela está trabajando, es su fuente de consulta. “Aprendí muchas cosas de él y con él. Es mi guía” afirmó a El Andén.

TE RECOMENDAMOS:  Los estudiantes eligieron su Rey y Reina 2021

La matrícula

D’Angelo lleva diez años ejerciendo su profesión si bien no se matriculó inmediatamente y allí es donde aparece su papá otra vez. Él necesitaba que alguien matriculado lo ayude en un proyecto y fue Gabriela quien tuvo que dar ese paso y desde allí, su vida profesional cambió porque las oportunidades son otras. “Me dio un empujón”.

Por ello es que a modo de mensaje les remarcó a los estudiantes de la carrera a que “no tengan miedo de matricularse, a preguntar, a acercarse a algún colega. Cuando me matriculé, lo primero que me pregunté es porque no lo hice antes” porque una vez que me matriculé, “fue fantástico” ya que parecieron diferentes y variadas oportunidades laborales, tanto en el ámbito privado como público.

“Una más del circulo”

Llegar a un espacio que culturalmente parecía que solo pertenecía a los hombres, no fue un problema para Gabriela ya que “nunca sentí entre los colegas, discriminación por ser mujer, somos uno más dentro del circulo de colegas de MMO. Me siento muy tranquila y segura cuando tengo que hacer la dirección de una obra, nunca sentí diferencias” resaltó.

Y en ese caminar, el Colegio Profesional de Maestros Mayores de Obras y Técnicos de Entre Ríos también juega. “La colaboración del COPMMOTER fue muy importante, desde que éramos nuevos, recién matriculados. Nos dieron también un empujón para que tengamos trabajo y nos desarrollemos” por eso es que les pidió a aquellos jóvenes estudiantes de la carrera a que desde ahora ya se acerquen al Colegio y puedan sacarse todas las dudas, miedos, pregunten y a la vez, sientan el acompañamiento que desde dicha institución se les brinda a los MMO y Técnicos.

El Andén